jueves, 12 de noviembre de 2015

Pouch tela mapamundi

Lo que más me gusta de hacer cosas creo que es regalarlas. A mí me gusta que me hagan regalos, eso está claro, pero es que también me encanta hacerlos. Y sobre todo si son handmade.
Uno de los propósitos firmes que tengo es dejar de comprar materiales una buena temporada, para ir usando los que tengo en casa. Ya te he contado otras veces, que voy acumulando, pero sin tiempo para usarlos todos. Así que en cuanto encuentro un rato, abro el armario y los cajones donde tengo casi una tienda, y a darles uso. Si eres de las mías, sabrás de lo que te hablo.

Este verano en Amsterdam, en el mercado de Albert Cuyp compré un par de telas chulísimas. 
Ya conoces la de mapamundi clásica que usé en un par de bolsas (aquí y aquí), pero ésta me encantó también porque tiene algo diferente, con unos colores más cálidos, más otoñales. Perfecta para esta época del año.
Sabía que terminaría siendo una bolsa, porque mi prima me ha pedido una, pero quería hacer un regalo, y pensé en ella, para hacer un bolso de mano, o un pouch.
El toque de trapillo no podía faltar, y se me ocurrió hacerle una borla o tassel y así que sirva para cogerlo, a modo de strap.

Así que los materiales los tenía todos en casa ya y sólo tuve que buscar una cremallera de un color que combinara y un poco de trapillo del mismo color. Es genial tener restos de todo en casa ;-)

La técnica para hacer el pouch es la misma que para un monedero, pero la base se hace como una bolsa. Le puse forro, para darle un terminado más limpio... ha quedado perfecto para usar como bolso de mano, neceser para viajes, o para llevar lo que se le ocurra a su dueña. Quizá la labor ahora que va a prender a tejer? ;-)


Ahora tengo ganas de hacerme una para mí jeje

Paula

5 comentarios:

Deja tus comentarios. Me encantará saber tu opinión.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...